alergia-polen

Alejándonos del polen

El aire está repleto de polen y nuestra casa no es una excepción. A continuación te mostramos unas sencillas recomendaciones para minimizar los riesgos.

  • Es difícil evitar el polen, porque está en el aire. A la que abramos la ventana para ventilar la casa, lo más seguro es que entre, pero si las abrimos durante media hora a primera hora del día y después las cerramos, sobre todo por la noche, minimizaremos el problema.
  • Cuando vayamos a comer alimentos como frutas u otros vegetales, habrá que lavarlos bien, ya que pueden mantener algún grano de polen pegado en la piel. También podemos encontrar polen en la miel y en la jalea real.
  • Si eres el invitado de alguien que tiene alergia al polen, lo peor que puedes hacer es regalarle flores. Seguro que hay mil regalos estupendos para hacer que no les provoquen alergia.